Autores Publicado porChalo

Chalo

1286 PUBLICACIÓN 44 COMENTARIOS
Fundador y director de "El Cristal con que te miro".

Por -
7 1893

El resultado fue injusto porque Universidad San Martín hizo poquísimo para llevarse la victoria.

Pero habría sido aún más injusto si era Sporting Cristal el que se llevara los puntos porque el rendimiento que mostró, en realidad, no merece nada. Diremos que es injusto que San Martín haya ganado pero fue justísimo que Cristal haya perdido por más que nos duela decirlo así.

Mil y un razones barajaremos acá. Es cierto que el Torneo de Verano no sirve para nada y que carecería de sentido jugárnoslo todo en un partido que no define nada. Es cierto que Chemo del Solar está probando un nuevo sistema y que quizá este cambio requiere aún más tiempo de acomodo. Que, mientras llegue ese acomodo, el funcionamiento del equipo se resiente y que ese bajón hace que los jugadores se frustren. Que si no probamos ahora y si no nos equivocamos justo en partidos en los que no jugamos nada, cómo podríamos salir exitosos en aquellos en los que definamos los objetivos del club.

Claro, todo eso.

Pero de pronto juntas dos partidos en una semana, uno de Copa Libertadores – que es EL objetivo – y otro del Torneo de Verano y los juegas mal ambos, dejando una sensación total de orfandad a tu gente … las argumentaciones y justificaciones devienen en inútiles.

Cristal volvió a decepcionar a su gente y empezó a generar malestar. Hace varios partidos que no se juega bien y ya se cuestiona incluso a jugadores que hasta hace unos tres partidos se llevaban aplausos. Ya empieza a hacerse evidente que Jair Céspedes no termina bien una jugada jamás, que Jorge Cazulo llega a todas pero se desordena siempre. Que tener a Irven Ávila en la cancha sigue siendo jugar con uno menos. Que Rolando Blackburn tiene un nivel tan discreto que no da la talla ni siquiera para el pobre fútbol peruano. Que Carlos Lobatón ya no entra solucionar partidos sino que los complica un poquito más. Que no se sabe qué es lo que ve Chemo del Solar. El juego actual de Cristal ha sumergido y hecho desaparecer hasta a nuestros principales valores. Y nadie en la tribuna entiende nada.

El técnico no dice nada, la dirigencia no dice nada. Al parecer se limitan a esperar que este “bajón” pase rápido. Seguramente luego de eso, cuando empiecen a llegar los resultados (que algún día tendrán que llegar), regresarán con su petulancia de siempre. Pero, por mientras, ya se empieza a cuestionar la capacidad tanto del Comando Técnico – que no parece entender el problema sino que, por el contrario, pareciera hacer exactamente las cosas que se necesitan para que se haga más grande – como de la Comisión de Fútbol que han armado un plantel totalmente desproporcionado en el que no encuentras un suplente para el lateral izquierdo.

Un equipo así, no merecía llevarse un triunfo anoche.

Por -
5 1155
(Prensa Sporting Cristal)

Con lo visto en los partidos anteriores, era poco lo que se esperaba del rendimiento de Sporting Cristal para el partido de anoche. Y aún a pesar de la modestia de nuestras expectativas, el equipo decepcionó. El 0 a 0 se yergue como justo castigo para los dos equipos por más que los bolivianos hayan cerrado la noche con un abrazo sentido.

Castigo para Cristal por su falta de jerarquía. Se puede debatir si futbolísticamente Cristal hizo lo que tenía que hacer o no. Los siguientes posts que publicaremos sobre este partido intentarán colaborar a ese debate. Pero a mi lo que más me fastidia es cómo, en vez de ir ganando jerarquía, año a año mostramos una involución a nivel internacional. Y eso es grave porque es un grupo cuya base lleva años jugando juntos. Lo que muestra el Sporting Cristal de José Del Solar es inferior a lo mostrado por Soso, por Ahmed y por Mosquera. Y eso preocupa, porque lo normal es que exista una evolución. El trabajo de la Comisión de Fútbol ha sido claramente deficiente con miras a lo que es EL objetivo. Posiblemente campeonemos a fin de año pero eso no cambia.

Y es que claro, ya lo dije antes y lo seguiré diciendo siempre: Aquellos que no son responsables de sus decisiones deciden siempre con total irresponsabilidad. Y a los miembros de la Comisión de Fútbol nadie les exige que rindan cuentas; hacen lo que les da la gana. Y ahora que han puesto a su amigo del alma en la dirección técnica, a él tampoco le va a exigir que rinda cuentas. Negra y fea situación la que subyace detrás del poco o mucho fútbol que muestre el equipo.

Sobre eso, el hecho de que tengamos un equipo inocuo, ineficaz y temeroso, es aun tema coyuntural. El problema principal es que hay muchas cosas que se están haciendo mal para que, año tras año, nos la arreglemos para hacer una presentación peor que la anterior. Y lo triste es que nadie es responsable de eso.

Este resultado es también a un castigo para The Strongest, porque tuvo todo para ganar y renunció a esa posibilidad. Estos dos puntos que pudo ganar -y no lo hizo- le costarán después así como años anteriores a nosotros nos costaron esos puntos que pudimos ganar afuera y no lo hicimos.

Toca acomodarse de nuevo. A partir de hoy, Cristal vuelve a centrarse únicamente en el título nacional. Ojalá que para esto si tengamos la jerarquía de siempre y no se las arreglen para involucionar.

Nos vemos el viernes en el Callao.

Por -
1 321

¿Por qué goleó Sporting Cristal?

Pues porque al frente no tuvo rival. Alianza Atlético fue una lágrima. El cuadro piurano mostró mil y un defectos que reflejaron las pobres condiciones que tuvo en las últimas semanas para poder preparar un partido de primera división. Ante estas licencias, Cristal no tuvo mucha dificultad para anotar tres goles rapidísimos y dejar a la gente en la tribuna con las manos listas para seguir aplaudiendo más goles. Fue un partido que, en otras condiciones, pudo haber terminado con un marcador de escándalo. Pasa que el equipo no quiso.

¿Por qué Sporting Cristal sólo anotó cuatro goles?

Porque al segundo tiempo, el equipo decidió dejar que pase el tiempo. Rotó la pelota a placer y jugó a ver si, sin esforzarse mucho, se podían anotar más goles. Se pudo anotar un par más pero en realidad lo que se vio fue un tiempo jugado para el olvido. Sí, claro, es cierto que en tres días jugamos Copa Libertadores y se requiere que el equipo llegue entero, no tiene sentido exigir demasiado a los muchachos en un partido que ya está definido. Y esa es la explicación. Que si no fuera por ese partido, lo mostrado ayer hubiera sido una falta de respeto para la hinchada. Eso es Cristal, evidentemente.

Al final, la gente salió del estadio mascullando más su molestia por un segundo tiempo impresentable que celebrando la goleada. En el Gallardo, por lo menos para los que conocimos tiempos mejores, una goleada de local frente a un rival débil es mandatorio, no es algo que nos dé para la celebración desmedida. Fueron 4, sí, pero también pudieron ser 8. Y la sensación que quedó es que el equipo nos terminó debiendo esos 4 goles.

Por lo demás, veremos si lo que tenemos nos da para hacer una buena presentación en Copa este martes. Alianza Atlético es un rival tan pobre que el partido de ayer no alcanza a ser referencia de lo que podría hacer Cristal frente a un rival como este The Strongest que ha demostrado mucho.

Por -
3 1663

Nostalgia.

Nostalgia de cuando Irven Ávila era un delantero peligroso. Nostalgia de cuando Sporting Cristal era un equipo temible en ataque. Nostalgia de cuando nuestro mediocampo regalaba fútbol. Nostalgia de cuando Sporting Cristal no sólo mostraba superioridad sino que la plasmaba en el marcador.

Ha sido bueno ganar. Sobre todo para cortar la racha negativa de derrotas y empates. La para, en ello, ha servido. Lo preocupante es que da la impresión que si no fuera por ese tiro imposible que Christian Ortiz sacó de Dios sabe dónde, el partido hubiera terminado igualado. No es tanto que nos fallemos goles sino que, de tanto fallar, terminamos dudando de la misma capacidad del equipo de hacerlos. Sport Rosario, temible en el Rosas Pampa, demostró ser poco más que un cuadro aplicado en el Gallardo. Complicó poco aunque con profundidad, bien hubiera podido anotar un gol que nos habría complicado en exceso. Pero Cristal se muestra torpe. Como aquellos muchachos a quienes los agarra el crecimiento y de pronto no están en la posibilidad de controlar adecuamente sus extremidades. Así.

Ante la nostalgia no queda sino aferrarse a la esperanza. Esperanza de que sí, en efecto, este Cristal está pasando por un periodo de acomodamiento. Que más pronto que tarde va a terminar de encontrarse, va a terminar de manejarse adecuadamente y, por fin, va a ser lo que todos esperamos que haga.

No te demores en eso, querido Sporting Cristal.

Por -
18 2434

Pocas veces en nuestra historia hemos tenido un partido de visita tan favorable para ganarlo como el de ayer. Independiente de Santa Fe hizo poquísimo y se mostró como un local temeroso. Pero lo de Sporting Cristal fue deplorable. Pobrísimo por donde se le mire. Los pocos puntos positivos que podemos rescatar se ahogan ante el mar de deficiencias que se vio ayer. Terrible. Un verdadero papelón que mereció – a pesar que el trámite de las acciones sugiera lo contrario – un marcador mas abultado que el 3 a 0 que nos traemos a Lima. Vergonzoso.

Y es que, más que ganarlo Santa Fe, lo perdimos nosotros. Y lo perdimos por: a) no saber ganar un partido; b) hacer precisamente aquellas cosas que te hacen perder un partido. Con la posesión de la pelota nunca generamos real peligro. Cristal llegó o bien de remate de larga distancia (las pocas veces que los remates fueron con dirección) o bien de pelota parada. Cuando se intentaba de juego, lo que se mostró fue demasiado tibio. No dio ni para el “uf”. Y cuando la perdimos, sufrimos demasiado para recuperarla. Dejábamos espacios enormes. Y si a eso le sumas que usualmente la perdimos por nuestros propios errores, entonces el drama se pinta solo.

Y claro, cualquier rival al frente va a aprovechar. Como aprovecharon el irresponsable taco de Jorge Cazulo que regaló el primer gol. Aunque, podríamos debatir, si la jugada que realmente regaló el gol no fue el impreciso pase para atrás de Joel Sanchez o la poca disposición de defender el balón de Carlos Lobatón. Pero ahí, entre qué jugador de Sporting Cristal cometió la peor equivocación, se nos iría el debate.

Hablaremos entonces de pelotas perdidas en salida, de pases de tres metros que van imprecisos, de gambetas innecesarias, de tiros libres mal ejecutados y, otra vez, de jugadores que están jugando para ellos y no para el equipo. Pobrísimo partido de Gabriel Costa que quiere jugar “su” Copa Libertadores y se olvida del equipo. Pobrísimo también lo de Josepmir Ballón que por cada pase que acierta, yerra cinco o seis. Intrascendente de nuevo lo de Ray Sandoval y lo de Christian Ortiz (y pensar que por él dejamos que un club quebrado nos faltase el respeto).

Las cámaras mostraron a Chemo del Solar demasiado ofuscado durante el partido de ayer. Era lo mínimo. El rendimiento de sus jugadores fue para la indignación. Pero, y acá retomamos la discusión, su molestia no puede borrar que él – y sus amigos – fueron quienes armaron este plantel. Entonces, si Ortiz – por ejemplo – resulta ser un jugadorcito intrascendente de esos que sólo destacan en equipos chicos de ligas no competitivas como la nuestra, no es culpa suya, es culpa de quienes lo vieron – lo entrenaron – y no se dieron cuenta que no estaba para el trajín. Pero, claro, como acá estamos entre amigos nadie lo va a decir. Todos nos vamos a palmear la espalda y vamos a pensar – y decirnos – que hicimos lo mejor y que simplemente no se pudo porque no se pudo.

Lamentable. Tras el partido con Santos FC se pensó que el equipo podía competir en esta Copa y no salir a dar este tipo de espectáculos. Ahora sabemos que eso parece ser un espejismo. Cristal tendría que mejorar muchísimo para cambiar su sino en esta Copa. Muchísimo. Y si nos ponemos a pensar que en el Torneo Local tampoco estamos marcando diferencias, que los rivales parecen haber encontrado la manija al equipo de Del Solar, el drama está armado.

Se vienen 2 semanas de receso, esperemos que Del Solar pueda tener autocrítica y ver los problemas – y las soluciones – de su equipo. Esperemos. Porque, claro, ¿quién más le puede apuntar los errores? Si entre amigos lo correcto es dejarse pasar cosas, ¿no?

Por -
6 1590
(Prensa Sporting Cristal)

Los riesgos defensivos parecen ser parte del planteamiento de ‘Chemo’ del Solar. Lo preocupante es que, tras cinco partidos sin poder sumar de a tres, pareciera también que, ante los errores recurrentes en defensa, la opinión del técnico es ¡Más ataque!

El partido nos demostró que Unión Comercio estudió a Cristal. Cristal que fue a Nueva Cajamarca con la intención de no perder ritmo e irnos a Bogotá a seguir compítiendo en Copa Libertadores. Se cambiaron algunos nombres pero la idea se mantuvo. Y se mantuvieron los errores. El primer gol de Comercio, por lo pronto, parece un calco de los que nos encajó Academia Cantolao la semana pasada. Y si bien pudimos capitalizar un par de oportunidades, lo cierto es que queda una sensación de que las luces de nuestros atacantes se han reducido sensiblemente.

¿Es malo el empate? Pues en realidad sí, sobre todo considerando que Unión Comercio no es precisamente el mejor local del torneo y tomando en cuenta también que con este nuevo traspiés hemos complicado en demasía la posibilidad de alcanzar a Sport Rosario y a FBC Melgar e intentar luchar por el título de este Torneo de Verano. Claro, eso no complica el camino al título nacional ni la clasificación a la Copa 2018 pero, esto es Cristal a fin de cuentas, tampoco se toma con mucha alegría el perder opciones de ganar un torneo oficial por más intrascendente que pudiera ser.

En todo caso, lo que queda es la esperanza. Esperanza que estos partidos estén dejando lecciones y permitan al comando técnico sacar conclusiones que luego aplique para tener soluciones. Ojalá.

 

Por -
10 3020
(Prensa Sporting Cristal)

Verdadera “Noche de Copa” tuvimos ayer en el Nacional y fuimos testigos de un buen partido, jugado a gran ritmo y en el que se mezclaron emociones y preocupaciones. Si no fuera por que uno es hincha y los partidos los vive a mil, podría decirse que salimos satisfechos por un buen espectáculo.

Y es que a mí me sigue quedando la impresión luego de todas estas horas de que el partido de ayer da para vivirlo de distintas maneras. Tiene distintos niveles -y sentidos de interpretación- y eso lo hace aún mejor. Entonces, quien se molesta por los dos puntos perdidos tiene largos motivos para la molestia. Pero también quien se alegre por el buen fútbol que por momentos presentó Cristal y por la capacidad de lucharle el partido a un equipo que nos supera en todos los indicadores de nivel y que tiene serias pretensiones de título. Da motivos a la preocupación y da alas a la ilusión. Todo en un sólo partido.

¿Pudo ganarlo Cristal? Claro que pudo ganarlo. Es más, se podría decir que lo tuvimos ahí, cerquita al palo del arquero brasileño que salvó un tiro libre que tenía que terminar adentro. Y, la verdad es que no se ganó, más por malas decisiones al momento del juego que por falta de capacidad. Durante varios momentos del partido vi a un equipo apresurado, que iba corriendo al encuentro del error. Eso nos pasó factura. Como también nos la pasó el hecho de que algunos jugadores no jugaron en beneficio del equipo y a algún otro el partido le quedó grande. Me gustó lo hecho por Diego Ifrán en el sacrificio y fue una lastima que ese sacrificio pasara desapercibido y sea hoy desmerecido porque no hubo quien lo aprovechara. Ray Sandoval no se metió nunca al juego y Gabriel Costa jugó su duelo personal con la defensa del Santos. En el segundo tiempo, Christian Ortiz no desequilibró. El ingreso de Rolando Blackburn dio aires a la defensa no porque Ifrán ya no estuviera sino porque el equipo cambió de juego, con el referente del área las pelotas iban más directas y pudimos ganarlo.

Pero hay que destacar también el gran partido de Renzo Garcés que debutó en Copa y jugó muy bien. A Pedro Aquino que demostró que está preparado para estos retos. Y el aplauso del corazón para Mauricio Viana. En los últimos 20 años la tribuna de Cristal sólo aplaudió a Erick Delgado y ello más por lo que significa para el club y su cariño con la camiseta que por sus partidos memorables. El aplauso a Viana hace recordar a Balerio y eso, por si él no lo sabe, es uno de los mayores méritos que puede haber en Cristal.

¿Pudo perderlo Cristal? Sí, pudo perderlo. Santos FC tiene un nivel superior a Cristal en todos los aspectos. Presionó con fuerza obligando a Cristal no estar cómodo nunca. Empezó el partido sobrándonos y pronto se dio cuenta que se equivocó al creer que esta parada en Lima iba a ser para ellos como lo fue para Independiente del Valle o Deportivo Capiatá. Cristal es otra cosa. Luego se dio cuenta que había que sudar. Y sudó. El punto les costó más de lo que esperaban, y eso lo saben, por eso al final abrazaron a su arquero más que al jugador que anotó el gol. Cristal les hizo partido, Cristal les siguió el ritmo. Ellos terminaron más enteros, eso sí, pero a pesar de saberse – y hacer notar – que fueron superiores, Cristal les creó más de un aprieto. No existe equipo entre Tumbes y Tacna que pueda hacerle al Santos FC el partido que Cristal les hizo ayer. Eso hay que tomar en cuenta.

Yo me quedo con ganas de más. De más partidos en los que Cristal quiera competir y lo haga de manera correcta. Más allá del resultado que puede sernos favorable o no, me emociona ver a un Cristal que afronte una “Noche de Copa” a la altura que debe afrontarse. Si mantenemos esa intención, si mantenemos ese nivel, los resultados van a venir. No siempre el arquero rival va a sacar un tiro como los de Christian Ortiz. Y no siempre el rival va a tener un árbitro tan parcializado como el de anoche. Santos no hizo el partido que hizo por el árbitro pero es innegable que ni siquiera el gran Pelé hubiera arbitrado tan a favor del “Peixe“.

Noche de Copa. Como sólo Sporting Cristal sabe dar.

Por -
11 1972

Con apagón, lesiones y largos tiempos muertos, el segundo tiempo de este partido estuvo de mas. Lo que hubiera podido ser – en condiciones normales – un encuentro apasionante terminó siendo uno de esos partidos en los que todos (los dos equipos, comandos técnicos, asistentes, reporteros, comentaristas, narradores y televidentes) sólo esperábamos que termine. Una lástima.

Entonces, si hay que hablar de algo, hay que hacerlo del primer tiempo. Y de él destacar el vaivén. Cristal inició muy bien y jugó a gran nivel logrando una diferencia justificadísima. Bien observado, el partido tiraba hasta para goleada. FBC Melgar no se encontraba en la cancha y Cristal, ya asentado, empezó a jugar a voluntad.

¿Qué pasó?

Desde mi punto de vista, el replanteo del local. Juan Reynoso sacó a Arias y metió a Cedrón y cubrió un espacio que tenía libre y le generó a Cristal problemas en salida y, lo que es peor, nos quitó la pelota. El descuento vino al poco tiempo y, como consecuencia del emparejamiento del juego, el empate llegó poco después.

¿Errores defensivos en Cristal? Sí. Pero, claro, la mayoría de los goles corresponden a un error defensivo. Si las defensas actuaran siempre bien, solo habrían golazos. Pero también mérito del local que demuestra que sigue siendo el principal rival en el campeonato. Por lo demás, estos dos últimos partidos me parece que no dan para prender alarmas pero sí para llamar la atención respecto de las descoordinaciones defensivas y, también, sobre la capacidad rimense de defender un resultado y mantenerlo.

Tal vez, si el segundo tiempo se hubiera jugado en el mismo ritmo que el primero, podríamos haber comprobado si la idea de juego rimense hubiera prevalecido o no. Me gustaría pensar que sí.

Por -
15 2672

Aunque no querramos aceptarlo, siempre iba a llegar un partido en el que nos toque perder. Y llegó en Huaraz de manos del sorprendente Sport Rosario que ha demostrado ser uno de los mejores locales del torneo.

Cristal perdió porque no pudo, al igual que en los partidos anteriores, transformar su posesión en oportunidades claras de gol. El primer tiempo terminó con apenas un remate cervecero al arco y en el segundo tiempo la situación mejoró algo pero no lo suficiente. Por contrario, dos errores en defensa nos costaron el marcador adverso.

Cristal perdió sin haber renunciado a la idea que le dio resultados en los tres últimos partidos. Eso es positivo. Pero otra lección positiva que dejó esta victoria es el hecho de desinflarnos un poco el globo de la ilusión a través de un golpe de realidad. Con miras a la Copa Libertadores, es importante tanto para el equipo como para los hinchas. Nos ayuda a evitar triunfalisimos exagerados por que no hay manera más efectiva para perder un partido que creerte fijo antes de jugarlo.

En todo caso, el ver falencias va a permitir al Comando Técnico trabajar para corregirlo. Y mientras antes se corrija, mejor.

Por -
9 3489

En un momento del primer tiempo conté a los jugadores que estaban dentro del área de la visita. Eran 18. 10 de Ayacucho y 8 de Sporting Cristal. La pelota, claro, la teníamos nosotros y los rivales sólo buscaban mantener la concentración defensiva. El primer tiempo terminó 0 a 0 pero, lejos de lo que pudiera imaginarse alguien que no ve el partido, Cristal sabía que era cuestión de tiempo.

El rival vino a hacer lo suyo: agrupar gente atrás y apostar que eso, junto a lo que pudiera hacer el buen arquero Villasanti, les permita llevarse un punto. Fue poquísimo lo que logro hacer Ayacucho y eso por dos razones. La primera por que no vino a buscar el partido y la segunda por que Cristal no le dejo hacer casi nada. La presión del equipo cervecero hizo que se recuperarán pelotas rápido y que el ataque sea incesante. El gol demoró en llegar pero se sabía que, cuando llegue el primero, los demás iban a caer por su propio peso. Así fue.

Renzo Revoredo, Ray Sandoval, Irven Ávila y Josepmir Ballon pusieron cifras reales a la enorme diferencia que existió hoy entre nosotros y la visita. Cristal lleva tres partidos goleando y gustando. Cristal despierta en sus hinchas recuerdos de aquellos equipos noventeros que no paraban de golear. Cristal y la alegría de saberse superior al rival (y demostrarlo). Cristal y un reencuentro con la nostalgia.

SOCIAL

28,495FansMe Gusta
31Suscriptores+1
8,699SeguidoresSeguir

Escriben

1286 PUBLICACIÓN44 COMENTARIOS
150 PUBLICACIÓN110 COMENTARIOS
70 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS
63 PUBLICACIÓN109 COMENTARIOS
62 PUBLICACIÓN410 COMENTARIOS
41 PUBLICACIÓN22 COMENTARIOS
34 PUBLICACIÓN5 COMENTARIOS
29 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS
26 PUBLICACIÓN9 COMENTARIOS
20 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS
20 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS
18 PUBLICACIÓN3 COMENTARIOS
18 PUBLICACIÓN7 COMENTARIOS
6 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS
4 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS
3 PUBLICACIÓN0 COMENTARIOS