Rivera sí o Rivera no

Rivera sí o Rivera no

Las noticias en estos días han sido un poco contradictorias respecto al tema del director técnico.

Tras unas primeras semanas en las que la salida de Víctor Rivera era inminente y hasta se podía considerarla como una consecuencia natural a lo que fue la campaña de este año, en los últimos días se ha generado una impresión distinta alimentada, principalmente, por las mismas declaraciones de Víctor Rivera que manifestó tener toda la intención de quedarse en Cristal.

¿Que qué es lo que yo sé?

Bueno, yo sabía de la existencia del ultimatum. Ultimatum cuya condición (clasificar a la Sudamericana) está a punto de no cumplirse. Ello implicaría que, si todo seguiría igual, Rivera dejaría la institución a fines de año.

En esa idea, inclusive, se barajaron algunos nombres: Ricardo Gareca, Carlos Compagnucci y, aunque casi nadie lo dijo en voz alta, también Julio Cesar Uribe habría hecho llegar un currículum a La Florida. Todo eso mientras a Rivera ya lo daban fijo en Trujillo.

Pero, de pronto, el discurso cambió. Rivera salió a decir que pensaba cumplir su contrato de dos años y en la directiva ya no siguieron diciendo que “hay que evaluar”. Más bien, empezaron a sonar renovaciones y contrataciones. Por su parte, los jugadores que renovaron empezaron a pedir la continuidad del técnico. Da la impresión, entonces, de que Rivera se queda.

Ahora, para serles sincero, yo aún no estoy convencido de nada.

¿Cuál sería una lectura algo más lógica y coherente de lo que está pasando?

Pues si uno lo quiere ver desapasionadamente y guiándose por los hechos más que por otras cosas, daría la impresión que la directiva y el técnico se han puesto de acuerdo en continuar este proyecto. Tal vez ante la negativa del técnico de renunciar y por no pagar el monto de la cláusula de resolución. Tal vez por que están genuinamente convencidos de que este proyecto aún merece un segundo años. Tal vez por que han visto que el mercado está difícil y que traer un nuevo técnico iba a resultar más oneroso aún.

En fin, lo que fuera.

Prueba de ese acuerdo sería que la directiva y el técnico ya han empezado a planificar el próximo campeonato y a renovar algunos jugadores y a concretar la contratación de los refuerzos extranjeros.

Todo eso, más allá de la discusión sobre si Rivera debía o no quedarse, suena muy bonito. ¿no? Digo, la idea de programar seriamente una temporada con antelación, de tener las contrataciones arregladas con anticipación y todo eso. Suena parecido a la forma como se solían hacer las cosas antes en Cristal.

Pero … ¿Es todo tan bonito?

Yo tengo algunas dudas de que el panorama sea así como se los estoy pintando. Y pasan más por declaraciones sueltas que por otras cosas.

No me deja de dar vueltas en la cabeza que hace varios días se dijo que la directiva decidió quedarse con Rivera pero en una situación harto cuestionable. ¿Cuál? Que la directiva iba a armar el plantel y que Rivera iba a tener un periodo de cuatro partidos para ver si rendía o no.

Y no me deja de dar vueltas en la cabeza por que yo pensé: Yo que Rivera no aceptaba esas condiciones ni a balazos. Y es que son casi ofensivas para un profesional.

Claro, luego esta versión ha sido desmentida y en cambio ha salido Rivera a hablar de cómo siente el compromiso suyo, el compromiso del equipo, el apoyo de la dirigencia y la deuda con la hinchada.

Para mi que eso me termina sonando más a tapada que a rectificación.

Ahora. Hay una cosa que es cierta. El Chino es una genial persona. Las dos o tres veces que intercambié palabras con él me he quedado con una buena impresión. Yo le creería si él me dijera que quiere quedarse porque tiene la firme intención de pagar la deuda que tiene con la hinchada. Le creería además por que él sabe que este año le ha quitado prestigio y que, si se retira de Cristal con este antecedente, su CV sufre un bajón terrible a la par que se iría con rumores y versiones que no le son favorables (que le hicieron la camita, que no supo manejar el plantel, que aceptó trabajar con condiciones que no eran las mejores, etc). Entonces su opción sería arriesgar el todo o nada en este año que viene. Por él, por su carrera y por el equipo.

En lo que yo dudo es en la versión de la dirigencia. Por que no sé si Rivera, por arriesgarse, estaría aceptando nuevamente dirigir a lo que le buenamente dejen o le lancen; no sé si ahora sí está exigiendo sus refuerzos y está pidiendo que la dirigencia cumpla con sus condiciones o si simplemente sigue sin saber cómo o por qué es que pasan las cosas.

Sería bueno que Rivera saliera a decir algo. Si esos jugadores cuyo contrato ya es un secreto a voces los ha pedido él o los está trayendo la dirigencia. De esa forma se le quitaría misterio a un tema tan importante como este. Es cierto que no es bueno hablar antes de tiempo pero tampoco es bueno quedarse callado mucho tiempo.

Pero esto no sólo va por ahí sino que engloba algo más.

Si la directiva de verdad quiere quedarse con Rivera, entonces no hay nada que ocultar. Que lo digan de una vez y punto. Por lo menos eso te dejaría la tranquilidad de que el técnico está participando de la planificación de la siguiente temporada. Aunque, claro, a estas alturas eso ya no es garantía de que la temporada siguiente vaya a ser buena.

Pero, si la directiva no tiene claro aún si Rivera se va o se queda y no tiene claro quién lo va a reemplazar, eso quiere decir que las renovaciones y las contrataciones las está decidiendo Juan Carlos Oblitas (¿bajo sugerencias de quién?). Eso quiere decir que, si Rivera se quedase … le están armando el plantel. O, si en todo caso viene otro técnico, a ese también le están armando el plantel. Es decir, nuevamente Cristal manejado como la chacra de una sola persona.

Resumo.

El club está contratando. Estas contrataciones deben haber sido coordinadas con alguien. Si el técnico 2011 no va a ser Rivera, quiere decir que en Cristal están haciendo lo que les da la gana y el próximo técnico va a tener que acomodarse a lo que decidieron otros. Osea, muy poco profesional. Si se queda Rivera, tengo dos opciones: i) Rivera está participando directamente en la planificación y contratación, lo que es bueno; o ii) nuevamente le están armando el equipo.

Vistas las cosas así, si tengo que escoger entre pensar que la dirigencia le está haciendo el equipo a uno que ni siquiera sabe si va a ser técnico de Cristal o pensar que Rivera está participando de estas decisiones, prefiero pensar que Rivera se va a quedar. Por que en ese supuesto, por lo menos existe la posibilidad de que las cosas se estén haciendo de la manera correcta.

SIN COMENTARIOS

Deja una respuesta


Para validar su comentario complete el captcha a continuación