La Cancha: León de Huánuco 6 – Sporting Cristal 0

La Cancha: León de Huánuco 6 – Sporting Cristal 0

Por -
0 22

Han tenido que pasar 19 años para que, nuevamente, Cristal fuera humillado por 6 a 0 ante un equipo que tanto en la ida como en la vuelta nos demostró que es mejor equipo y con una dirigencia y un comando técnico que han sabido manejarse mejor que nosotros y nos han demostrado, de dolorosa forma cómo es que el “presupuesto reducido” no es un argumento ni una excusa para las vergüenzas que mostramos.

Cristal está en caída libre hace ya varias fechas y nadie – ni técnico ni jugadores ni dirigentes – aparece con capacidad como para hacer algo por parar ese mal momento.

Porque lo de hoy no ha sido un partido atípico. No me lo digas que no te voy a creer. No te voy a creer por que este equipo es muy inferir a León. No te voy a creer por que es falso que el equipo jugaba mal por que faltaba Lobatón: el equipo juega mal a pesar que esté Lobatón. No te voy a creer por que justo se cambió de sistema ante un rival que podía pintarnos la cara. No te voy a creer por que esta plantilla de León cuesta menos que la nuestra y está ahí arriba, donde hasta hace poco estábamos nosotros.

Y tampoco vengas a pedirme apoyo. Que yo no te apoyo por que me lo pidas. Yo te apoyo por que siento esta camiseta en la piel y en la sangre. Mucho más que algunos que te visten o te dirigen. Yo te apoyo a pesar de todo por que cada año, cada fecha, me voy dando cuenta que Cristal es su gente y nada más. Que aquellos que vienen como salvadores y aquellos que no la sienten están de más. Que, si te detienes un poquito, en este equipo de muertos sólo se salvan aquellos que son de Cristal, parte de su gente.

El miércoles estaré ahí, eso no lo dudes. Estaré ahí por que se jugará en mi casa – que no es la tuya – y por que tengo que defenderla de mi rival – que posiblemente tampoco sea el tuyo -. Por que tengo que demostrar que Cristal es más que este equipo impresentable. Que Cristal es su gente y que a su gente se le respeta. Empezaremos a hacernos respetar por los de afuera, a ver si así algún día nos respetan también los que están adentro. Estaré ahí por mi y por los celestes que gritamos en la tribuna.

Ahora, si quieres, puedes hacer como el Cholo Prado y decir que juegas por ti mismo y por tú familia. No me importa, lo más probable es que – al igual que él – el próximo año estés en un equipo chico y seamos nosotros, la gente de Cristal, quienes por fin podremos sentarnos a arreglar todo este entuerto.

SIN COMENTARIOS

Deja una respuesta


Para validar su comentario complete el captcha a continuación