Todos contra Bonnet: Juan Carlos Oblitas … de nuevo.

Todos contra Bonnet: Juan Carlos Oblitas … de nuevo.

El otro día Juan Carlos Oblitas rompió el silencio.

Hubiera sido bueno que hablara del momento del equipo, de cuál es el objetivo en esta segunda rueda luego de que terminaramos la primera en el puesto 11 de 16 equipos, no sé, de algo sustantivo.

Pero, picado por la prensa como siempre, el técnico dejó lo importante y se metió a lo caliente, a lo polémico, al dime y direte.

Así, respaldó a su hijo a pesar de lo que la prensa dice y reafirmó la cura de silencio que él y el plantel tomaron por la mala leche que, consideran, se mostró durante la crisis futbolística que tuvimos. Ojo, que la crisis fue – y es – futbolística, no de resultados como quieren reducir algunos complacientes.

Respondió las declaraciones de Víctor Polían de quien dijo que tuvo que dejar el club por que tenía problemas familiares que no le permitían concentrarse en su trabajo y, claro, también habló de Bonnet.

En realidad esperábamos que ese tema quede de lado luego de que el ex jugador pidiera el apoyo al técnico y al equipo más allá de las diferencias que puedan tener. Pero … esto continuó. Diera la impresión de que en este tema de Bonnet y Oblitas existen más puntos sueltos que los que vemos por que causa sorpresa que el técnico, que aunque hablador siempre ha sido mesurado, pierda la noción de lo que es ventilable y no y termine buscando hacer más grande una pelea que no tendría por qué seguir.

Y a esto colabora Bonnet que, entrevistado horas despues, respondió a Oblitas repitiendo lo ya dicho y echando más leña al fuego. Innecesario.

¿Que qué dijo Oblitas?

Bueno, dijo que Bonnet era la cabeza de un grupo que botaba técnicos y que, como Oblitas no se dejó, Bonnet quedó mal parado y se tuvo que ir.

Bonnet contestó y señaló que el técnico está paranoíco y que él no sacó a nadie de Sporting Cristal por que la dirigencia “seria” de esta institución no lo habría permitido. Además critico que el técnico no dijera nada cuando el equipo iba mal y que ahora que hemos ganado dos partidos “se cree campeón del mundo”.

Pero, personalmente … esto ya cansa.

Ni Oblitas tenía por qué seguir machacando con el tema ni Bonnet – total en algún momento ya dijo que dió ese tema por cerrado –  tiene por qué estar respondiendo. Y si quieren pelearse, que lo hagan personalmente y dejen de lado a Sporting Cristal que necesita de su gente para salir adelante y pelear el campeonato y no estas riñas de comadres. Por lo pronto ya aparecen jugadores – que también deberían quedarse callados – a pedirle a Bonnet que se calle.

Sin embargo, creo que es bueno lanzar algunos tips.

Hace años, hablo del 2005 y 2006, se comentaba en voz baja que en Sporting Cristal existía un enfrentamiento entre Luis Alberto Bonnet y Jorge Soto. Algo así como la determinación de quién es el que tiene más ascendencia en el equipo. Épocas de distanciamiento se juntaban con épocas de armonía. El destino terminó juntándolos al disponer su salida del club. Dos ídolos, dos referentes, fuera del club al mismo tiempo y en las mismas circunstancias.

Ya para el 2007, se sabía que Bonnet y Soto no veían con buenos ojos a Sampaoli y que su enfrentamiento con él técnico – y con Diego Rebagliatti – fue uno de los elementos que explicó la catástrofe del 2007. Oblitas llegó a fines de ese 2007 y, con la llegada de Palacios que llenó el lugar de referente del plantel, casi inmediatamente Bonnet (que estaba lesionado en ese momento) y Soto fueron puestos “en cuarentena”.

Soto no renovó al año siguiente y a Bonnet lo mandaron a entrenar solo.

Pareciera que la desconfianza de Oblitas por el jugador viene de ahí, de lo que encontró cuando regresó al club (al margen de algunas otras cosas extradeportivas que hay por ahí).

Pero, que Bonnet tenga en su haber muchos técnicos … es algo que no es cierto. Bonnet, en sus dos etapas dentro de Sporting Cristal ha tenido 13 técnicos: Carbone, Mosquera, Markarián, Arrué, Oblitas (el 2001), Magalahes, Autori, Weber, Valencia, Asca, Bauza, Del Solar, Sampaoli, Fiori y Oblitas nuevamente.

Y repasemos, Carbone se fue por mal rendimiento y Bonnet aún no pintaba. Mosquera fue sólo interino. Markarían se fue luego de la copa por que el equipo se aburguesó, con Arrué fue Bonnet quien salió del club, regresó al club con Oblitas el 2001 y el Ciego se fue por resultados y no por problemas con Bonnet, Magalhaes se quedó todo el 2001, Autori se fue a la selección, Weber se fue por malo, Valencia se fue molesto con la directiva y con algunos jugadores – nunca dijo quienes -, Asca fue interino, Bauza se fue luego de que casi pierde el campeonato apertura 2005 luego de ser campeón con Bonnet en el equipo, Chemo se fue a la Católica sin mayores problemas, con Sampaoli ya dijimos lo que hubo, Fiori fue interino y el Ciego terminó la era Bonnet.

Osea que, de 13 técnicos, sólo en dos casos podríamos hablar de que los jugadores se confabularon. No sería muy cierto, entonces, que Luis Alberto Bonnet siempre sacaba técnicos.

Repito, para mi que Oblitas llegó, vio al grupo dividido y tuvo una consigna: descabezar el plantel para hacerlo “más manejable”. Eso podría explicar la salida de Soto, de Bonnet, de Delgado, la pasividad en dejar ir a Torres.

Pero hay otro tema y este es de más actualidad. Y es que, hoy por hoy, la actitud de Bonnet ya suena a majadería. Ya dijo lo que tenía que decir, ya dejó en claro su posición y ya sabe que hay mucha gente que coincide con él. Punto para él. Punto y debería ser aparte. Luis Alberto debería darse cuenta que con sus actitudes lo único que hace es desestabilizar el equipo, el equipo que dice querer – y de acá le creemos – y del que tuvo que irse por la puerta grande a pesar de todo. Que la hinchada que lo idolatra le agradecería más que ayude a empujar el carro y que no le quite más piso al técnico y al plantel.

Eso sería de ídolo.

A fin de cuentas, cuando la historia cervecera aquilate a los dos contendores – Oblitas y Bonnet –  va a ser generosa con ambos. El Ciego – aunque algunos piensen que su ciclo como técnico cervecero no de más – no sólo fue un jugador campeón sino un técnico exitoso y querido. Bonnet siempre va a ser recordado por ser el goleador del Cristal 97 y el campeón en el 96, 2002 y 2005, eterno goleador del equipo y capitan del mismo.

Dejémonos pues de mezquindades.

Y hablando de dejarse de mezquindades …. parece que el regreso de Jorge Soto está cerca.

7 COMENTARIOS

  1. aqui , antes que todo , se debe destacar el problema que acarrea el hecho de que el hijo del tecnico es un elemento negativo para el club
    si se dan cuenta el año pasado, habia momentos en los partidos en que la persona que disponia de los cambios era el hijo del tecnico, fernando oblitas
    por ejemplo el empate en los ultimos minutos, el año pasado ante sullana
    1 a 1, en el san martin se debio a una mala desicion del hijo del tecnico que mando a llamar a la pinsa hernandes
    igaul el empate ante vallejo 1 a1 con gol de razotti
    en ese momento el hijo disponia de llos cambios
    si se dan cuenta……………….
    aver oblitas que púedes decir al respecto y de la supuesta capacidad de tu hijo

  2. ps todos estamos de acuerdo q el hijo del incapaz sea separado del club,y no solamente el hijo tb el padre;han demostrado que son unos incapazes,que venga Bianchi…

  3. ya basta de peleas internas en el Sporting Cristal, toda la vida fuimos ejemplo de senzaates y a la finales no vamos a caer en el mismo plan de las gallinas y cagones

Deja una respuesta


Para validar su comentario complete el captcha a continuación